Circunloquios y eufemismos (o como no decir lo que tienes que decir)

Todo empezo por: “el cese temporal de su convivencia matrimonial” para decir que dos personas (la Infanta Elena y Marichalar) no se aguantan más. Lo cual es de lo más normal.

Continuo, cuando a las puñaladas por la espalda en el PP se les llamó “divergencias ideológicas”. A los asesinatos en Genova se les debe llamar “perdidas finales de vida” y a los tiros a quemarropa “fugas temporales de sangre”

El ex-ministro Alonso, firmó un gran momento cuando afirmó que el Gobierno “no quiere una política laicista exagerada” y prefiere avanzar hacia una “aconfesionalidad natural”; para decir que el Gobierno no tiene huevos de enfrentarse a la Iglesia y hacer lo que tiene que hacer.

Pero no hay nada como lo dicho hace poco con motivo de la retransmisión del último partido de nuestra selección nacional: “A España le falta ritmo”, cuando lo que se ha querido decir es: “España juega una puta mierda y suerte si llegamos a cuartos pa’cagarla allí”

Y Raúl y Guti en casa. Ojalá me equivoque.

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Fútbol

Una respuesta a “Circunloquios y eufemismos (o como no decir lo que tienes que decir)

  1. Peor es cuando no usan circunloquios. Por ejemplo, Aguirre llegó a decir ante los medios “las lealtades cambian”.

    No me diga que no es un hermoso oxímoron…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s