El PSOE quiere enterrar Ávila (y otras tonterías populares)

En Ávila no hay un alcalde socialista desde la II República. El último, D. Eustaquio Meneses, murió en prisión después del golpe de Estado de Julio de 1936 y de no haber muerto entre rejas lo habría hecho a manos de los sublevados, como la mayor parte de aquella corporación municipal. Desde entonces, el Gobierno municipal ha estado ocupado por regidores conservadores de distintas orientaciones, militares y adeptos al régimen durante la Dictadura, miembros de los distintos partidos de centro-derecha (AP-CDS-PP) desde el retorno de la democracia.

A pesar de esto, el culpable de la situación actual de la capital abulense es el PSOE. Y no lo es por desconocimiento, incapacidad o estulticia; lo es por maldad. El PSOE es responsable consciente de lo que sucede en Ávila,  “quiere enterrar la ciudaddice el PP abulense. Y no solo lo dice el Partido Popular, las fuerzas vivas de la sociedad abulense, ejemplo de independencia, progreso y buen hacer, opinan lo mismo. Pablo Luis Gómez, expresidente del Casino Abulense, afirmó ayer en las páginas del Diario de Ávila que el “continuo impulso” que vive la ciudad hasta el año 2007 se ha visto detenido por “por dos crisis, la general, que nos afecta a todos los españoles, y una segunda crisis particular, en la que está empeñada el Gobierno socialista: que Ávila no levante el vuelo

Ya lo ven, el PSOE quiere destruir la ciudad, enterrarla, machacarla, reducirla a cenizas. Ni el PP ni este buen señor aclaran porque el PSOE la tiene tomada con la ciudad, pero seguramente tenga que ver con que Ávila siempre ha sido la reserva moral de occidente, el faro conservador que guía a España y a Europa para hacer las cosas como Dios manda y ya se sabe que el PSOE está lleno de ateos y rompepatrias. Sin Ávila y sin la Santa, España sería roja y estaría rota, o algo así. El PSOE sabe, o intuye, que si acaba con Ávila acaba con España, objetivo último del partido en el Gobierno. Nos han pillado, camaradas, esconded las palas y picos, ya destruiremos España otro día.

Esto es tan solo una hipótesis de trabajo, pero manejo otra: que el Alcalde, el PP y sus satélites estén escurriendo, otra vez, el bulto.

Seamos sinceros, la gestión del PSOE en el Gobierno de la Nación no está siendo, últimamente, brillante, pero acusar al PSOE de todos los males de la ciudad y de intentar destruirla conscientemente es una excusa muy cogida con pinzas. ¿O acaso es el PSOE responsable de la inexistente política industrial y de empleo del Ayuntamiento y de la Junta? ¿Se dejó el PSOE los fondos del Ayuntamiento en el Palacio de Congresos o fue el PP? ¿”La cosa esa del misticismo” que hay frente a la muralla fue idea del PSOE de Ávila? ¿Qué la AP-51 Ávila-Villacastín sea de peaje hasta el año 2036 es culpa de Zapatero? ¿Qué la única idea de futuro para el desarrollo de la ciudad sea el “turismo religioso” es culpa del PSOE? ¿El ma-moneo del Grande lo diseñaron, mano a mano, Tomás Blanco y Zapatero en una mesita de Ferraz?

Claro, se me olvida, la culpa de todo la tiene Rubalcaba que ha recortado plazas en las últimas convocatorias de la Policía Nacional, vaciando las aulas de la Academia de Ávila y el Carrefour de enfrente. Un par de cosas, quizás tres, al respecto. Lo primero, un dato: la promoción más numerosa que ha recibido la Academia fue en el año 2009, también con un gobierno socialista. Seguramente en aquel entonces el plan socialista para destruir Ávila todavía no había echado a andar. En segundo lugar, que el desarrollo de Ávila esté atado a tres únicos motores (Academia de Policía, Nissan, turismo) no es culpa del Gobierno de España, ni de este, ni de los anteriores; es culpa de un Ayuntamiento que prefiere tener un rebaño pequeño y anestesiado para que sea fácil de controlar.

Por último, el PP no puede repetir machaconamente que es necesario hacer recortes y luego quejarse de ellos. No puede tener como eslogan de campaña “Mas sociedad, menos gobierno” (ellos dicen “mejor gobierno” pero ya sabemos por dónde van los tiros) y luego rasgarse las vestiduras cuando ese “menos gobierno” nos toca en casa. El PP de Ávila tendría que ser menos hipócrita y presentarse a las elecciones con propuestas, no con quejas y reproches victimistas. Que asuman su responsabilidad por lo que NO han hecho por la ciudad y por sus ciudadanos.

El exdirector del Casino también dice que “A partir del año que bien, cuando cambie el Gobierno de la nación, España y Ávila van a retomar el vuelo, va a resurgir el tejido empresarial, la cultura, el turismo, y el Museo del Prado debe ser el buque insignia, porque atraerá a miles de turistas a la ciudad, y generará riqueza” Si eso sucede, prometo sentarme en el Grande, con unas sillas de camping y unas palomitas, para ver como las sonrisas y las palmaditas en la espalda, únicas propuestas conocidas de Rajoy y los suyos, generan confianza y como, por arte de magia, “resurge” ese tejido empresarial abulense famoso en el mundo entero.

Voy a guardar la pala, pero la voy a dejar cerca. Si el PP gana dentro de un año me temo que la vamos a necesitar: tendremos que enterrar el futuro de la ciudad y del país.


Entradas relacionadas:

El Alcalde de Ávila y SU aparcamiento

Por el Imperio hacia Dios. Ávila… cuando emigraban las cigüeñas de Carlos Sánchez-Reyes de Palacio

¿#Nolesvotes?

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Actualidad, Ávila, Política

Una respuesta a “El PSOE quiere enterrar Ávila (y otras tonterías populares)

  1. Chuchi García

    Del todo recomendable

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s