Archivo de la etiqueta: elecciones municipales

Puente de plata para Julián Lanzarote

Anoche, a las 00:01 exactamente, se constituía la primera de las corporaciones locales que a lo largo del día de hoy tomarán posesión en todo el país. Cientos de alcaldes y concejales dejarán sus cargos para ser ocupados por aquellos en los que el pueblo ha depositado su confianza y sus papeletas. De entre las miles de personas que dejarán sus cargos, quiero destacar a una por representar alguno de los peores vicios de la política nacional: hoy deja de ser Alcalde de Salamanca Don Julián Lanzarote Sastre.

Salamanca, en la que tuve la fortuna de vivir durante casi una década, tiene los mismos problemas que todas las ciudades de la región – apatía generalizada de la población, paro, falta de oportunidades para los más jovenes,etc. – pero cuenta con una ventaja: una población flotante de 30.000 universitarios. Salamanca es, gracias a la Universidad, la ciudad de Castilla y León más joven, más abierta, y más cosmopolita. La Universidad da a la ciudad justo lo que durante los últimos 16 años le ha quitado el Alcalde: futuro.

Julián Lanzarote, como Alcalde, representa buena parte de los vicios de la derecha española. Con el poder que le daban las urnas se convertía de inmediato en una autoridad por encima del bien y del mal. Él era el sol, la esencia de la ciudad, su pasado, su presente y su futuro. Él era la ciudad y el que estuviese contra él lo estaba, automáticamente, contra la ciudad y contra todos los salmantinos de bien.

Su gestión, contestada en múltiples ocasiones por vecinos y asociaciones, ha supuesto un freno para una ciudad que, como tantas, solo ha crecido en los últimos años a lomos de la burbuja inmobiliaria. El urbanismo, como en tantos sitios, ha sido una de sus campos de acción favoritos. La sospechosa dejadez selectiva de su administración ha dejado a la ciudad sin millones de euros en impuestos, pagos y multas de constructores y promotores mientras crecían como setas los atentados al patrimonio, al PGOU y al sentido común.

Pero como no solo de ladrillos viven los alcaldes populares, la gestión de Lanzarote también ha dejado algunos hitos en la deriva absurda de la derecha patria. Por ejemplo, su encendida defensa del Archivo General de la Guerra Civil, años atrás, dejó algunas de las imágenes más penosas de la historia de la ciudad. Manifestaciones en las que se movía como pez en el agua la ultraderecha, recursos absurdos contra la lógica y pataletas pueriles como renombrar la Calle Gibraltar, en la que se encuentra el Archivo, como Calle del Expolio.

Desde que su partido lo apeó de la candidatura, el Alcalde intentó dar un giro a su imagen y convertirse en un hombre de consenso, viva imagen de la moderación. Para ello incluso llegó a cambiar de nuevo el nombre a la Calle del Expolio, que hoy vuelve a ser, por decreto del Alcalde, la Calle Gibraltar. A juzgar por los acontecimientos de las últimas horas, esta campaña de imagen le estaba dejando un sabor agridulce, él se sabe hombre de valores férreos. Supongo que por eso, para que no olvidemos nunca quien es, la policía disolvió anoche a golpes una concentración de indignados. Aunque las informaciones aún no son muy claras, parece que un grupo de una docena de manifestantes se encontró con el Alcalde y su personal de seguridad a la salida de un acto de la Fundación Intereconomía y que, tras un cruce de insultos entre policía y manifestantes, los primeros recurrieron a la violencia. Un bonito colofón a 16 años de mandato.

Aunque dudo que el futuro alcalde, Mañueco 2.0, sea mejor que el que nos deja, desde aquí mi felicitación a aquellos que van a dejar de sufrir en sus carnes los métodos y modos del anterior Alcalde de Salamanca. Su marchar es un alivio para todos los que queremos a esa ciudad.

Lanzarote, tanta gloria lleves como paz dejas.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Política

La dudas de IU en Extremadura.

Primero el contexto. El pasado 22 de Mayo, en medio de la debacle general del PSOE en toda España, Extremadura aparecía como el único lugar donde los socialistas habían salvado los muebles. Sí, habían perdido la mayoría absoluta, ocho diputados y el 10% de los votos (más de 63.000), y sí, el PP había ganado las elecciones; pero presuponían que el apoyo de IU les permitiría mantener el poder en la Junta.

El acuerdo PSOE-IU parecía lógico, pero no todos opinaban lo mismo. Desde el primer momento, Pedro Escobar, candidato a la Presidencia de la Junta por IU y coordinador regional de la formación en Extremadura manifestó que permitir el cambio, es decir, no pactar con el PSOE y permitir al PP gobernar en minoría, sería positivo, ya que eso “renovaría toda la capa intermedia de cargos de designación directa en la Junta; mucha gente nos lo dice, nos han votado para que corra el aire fresco por todos los pasillos y ventanillas, eso es bueno para la democracia” Esa declaración chocaba frontalmente contra el mensaje que el Coordinador Federal de IU, Cayo Lara, había lanzado a lo largo de toda la campaña y que repitió la misma noche electoral: “IU no dejaría gobernar al PP ni por activa, ni por pasiva”

Las diferencias en el seno de IU llegaron hasta el Consejo Político Regional de la formación que optó, supongo que para enfado de la dirección de Madrid, por dar voz a los militantes y simpatizantes a través de asambleas locales en las que se debatiera qué postura tenían que tomar los tres diputados conseguidos por IU en la Asamblea Regional. Los resultados de estas consultas no serían vinculantes, con lo que la dirección tendría la última palabra. Estas asambleas se han venido realizando a lo largo de los últimos días y es difícil saber qué esta sucediendo. Si hacemos caso a algunos políticos del PP, el diputado Floriano anoche mismo en el Canal24Horas, las asambleas apoyarían mayoritariamente dejar gobernar al PP. Según algunas fuentes socialistas, las asambleas estarían a favor de apoyar la investidura de Fernández Vara. Según Twitter, las cosas no estarían nada claras. En las últimas horas, la formación ha anunciado que no se pronunciará hasta después de constituirse la Asamblea, cosa que sucederá el 21 de Junio.  Además, en una entrevista, Escobar ha afirmado que escucharan a la Dirección Federal antes de tomar una decisión. Autonomía compartida, lo llama Cayo Lara

Y ahora un poco de opinión. En esa misma entrevista, Escobar reconoce que los resultados han supuesto a IU más quebraderos de cabeza que alegrías. Están en una posición incómoda e imprevista. IU esperaba el ascenso del PP, pero nunca atisbaron en las encuestas que ese ascenso pusiese en peligro la victoria socialista. Ese error de cálculo ha descolocado a la formación que desde las elecciones no sabe como enfríar la patata caliente que tienen entre las manos. Y esto no es una suposición mía, Escobar, en una noticia difundida por Europa Press a principios de Mayo afirmaba que una victoria del PP no iba a ocurrir “Es un marco que no contemplamos, nos parece que el PP no va a ganar, es posible que recorte distancias…” Si se diese, continúa “tendría entonces que reunirse con el Consejo Regional de IU para ver qué se hace”

Están perdidos, sin hoja de ruta, y ahora la formación se debate entre hacer caso a aquellos que quieren apear al PSOE del poder para hacerles pagar por años de desprecio, prepotencia y superioridad; y los que creen que una formación de izquierdas no puede permitir que gobierne el PP, aunque en algunos municipios extremeños parecen más dispuestos a lo primero que a lo segundo. Mi humilde opinión es que hagan lo que hagan el panorama es sombrío para IU. Si apoyan al PSOE, el sector de IU que ve al PSOE como un partido de derechas con piel de obrero, puede no perdonarlo nunca. Si permite al PP gobernar, buena parte de sus votantes se sentirán defraudados porque sus votos de izquierdas permitirán un gobierno de derechas.

En mi humilde opinión, lo único que puede hacer IU es minimizar los daños e intentar aprovechar en lo posible la situación y creo que eso pasa por apoyar al PSOE. Si decide apoyar al PP dejaría la Comunidad en manos de un gobierno en minoría, enfrentado a una Asamblea en teoría claramente opuesta a sus propuestas. Esto equivaldría a paralizar la actividad legislativa de la Comunidad y a dificultar el Gobierno de la misma. En estas condiciones, lo más lógico es que el PP optase por disolver la cámara y convocar nuevas elecciones esperando que el impulso electoral del PP nacional les diese el diputado que les falta para la mayoría absoluta. En esa situación, IU pasaría de tener la llave de la gobernabilidad a no ser nadie en la Asamblea y habría servido, en bandeja de plata, la mayoría absoluta al PP.

 La opción contraria, apoyar al PSOE, le permitiría influir en la acción de Gobierno. IU dice querer hacer políticas de izquierda y la política se hace, le guste o no al sector de la coalición menos dispuesto a pactar con el PSOE, desde el gobierno. Para hacer políticas de izquierdas, objetivo último de Escobar, hay que mandar y punto, lo demás son berrinches y pataletas.

 Si IU quiere gobernar, tomar decisiones, influir en la vida de la comunidad tiene una oportunidad de oro. Si lo hace bien, si influye, si aporta, si consigue virar las políticas del PSOE hacia la izquierda, tendrá algo que vender a sus militantes, simpatizantes y votantes y podrá demostrar a los contrarios al acuerdo resultados concretos.

 Si opta por vengarse del PSOE puede que en las próximas elecciones vuelva a caer por debajo del límite del 5% de los votos que marca la Ley electoral. La venganza se sirve fría, sí, pero más frío hace fuera de las asambleas y parlamentos

1 comentario

Archivado bajo Actualidad, Badajoz, Política

Las elecciones municipales y el programa del PP de Ávila

Ya sé que llego tarde, que a estas alturas todo lo analizable está analizado y que los resultados electorales ya duermen fríos en el cajón de la actualidad, donde ya nadie habla de ellos; pero he estado de vacaciones y no he tenido oportunidad de sentarme antes frente a un teclado para ordenar un par de reflexiones acerca de la jornada electoral abulense.

 En Ávila, el PP ganó holgadamente, aunque menos que otras veces, y suma ya seis mayorías absolutas consecutivas. El PSOE se desplomó, siguiendo la tónica del partido a nivel nacional e IU subío tímidamente, como en el resto del país. La mayor sorpresa en Ávila fue la irrupción de UPyD que consiguió 4 concejales, convirtiéndose en tercera fuerza política y quedándose a menos de 900 votos del PSOE. Por dar algún dato más, el PP, que pierde más de dos mil votos y dos concejales con respecto al año 2007, ganó en todos los distritos de la ciudad, menos en Aldea del Rey Niño, donde ganó, pasmense, IU.

 En resumen, durante los próximos cuatro años volverá a gobernar el PP con una amplia mayoría absoluta. Los abulenses han vuelto a decir en las urnas al PP que tiene que gobernar, poniendo en práctica su programa eficaz, sencillo, prudente, realista… un segundo… esperen… pero… ¿tiene programa el PP en Ávila? ¿No nos habías dicho veinte veces, por activa y por pasiva, que no tenían? Bueno, parece ser que sí, que tienen uno bonito y resultón, pero recapitulemos, que no es una historia sencilla. El 12 de Mayo en este blog se publicaba esto, denunciando que el PP no había hecho público, en ninguna parte, su programa electoral. El día 16 de Mayo, después de ponerme en contacto por correo electrónico con el PP de Ávila, publicábamos esto otro, criticando, primero, que solo se pudiese recoger el programa, en papel, en la sede local, y luego que allí tampoco tuviesen el referido documento. Según las estadísticas del blog, esas dos entradas han sido las más visitadas en lo que llevamos de año.

 Quizá nos escucharon, porque el día 19 de Mayo, a tres días de las elecciones, el PP decidió colgar su programa en la web del candidato. ¡Alabado sea el altísimo! Apenas 72 horas antes de acudir a las urnas, los abulenses podían, por fin, comparar los programas electorales de todos los partidos que presentaban candidaturas. ¡Viva la fiesta de la democracia! Ante tal muestra de espíritu democrático, y después de analizar el programa, es lógico que los abulenses hayan vuelto a confiar en el Partido Popular. Dos hip y un hurra por ellos.

 Y ¿cuáles son las propuestas que contiene tan preciado documento? ¿Cuáles son las ideas que van a sacar a Ávila de la penumbra? ¿Las ocultaban para que no se las copiasen Merkel y Obama? Vamos a echarle un somero vistazo.

 En primer lugar, bajada de impuestos y bonificaciones fiscales para todos. Pueden pensar que eso provocará un descenso de los ingresos, lo que resultaría preocupante conociendo la situación económica del ayuntamiento, pero tranquilos, también prometen aumentar los ingresos ¿cómo? Eso no lo ponen, pero seguro que tienen un plan. Confianza es la palabra clave. Por fortuna, también habla de recortes de gastos. ¿Superfluos? No, recortes de ayudas y subvenciones. Aquellos que reciban alguna ayuda del ayuntamiento que ahorren para vaselina.

Después de hablar de dinero, llegan las buenas intenciones. Promoveremos… avanzaremos… trabajaremos para… propondremos… intentaremos… Un montón de propuestas tan generales que va a ser difícil que las incumplan. La intención es lo que cuenta, ya saben. Por ejemplo, propuesta 19 de la sección turismo: “Crearemos sinergias con otros sectores para fortalecer el sector Turístico” ¿Cómo demuestras que no han creado sinergias? ¿Alguien tiene a mano un sinergiómetro?

 El programa tiene 47 páginas y aunque la mayoría de ellas son fotos, comentar todo el programa se nos va a hacer pesado así que me voy a centrar en las propuestas de áreas que me tocan más de cerca y que me parecen especialmente risibles.

 Vamos a empezar por el Patrimonio. Entre otras tonterías, el PP se compromete a: “Dar el tratamiento adecuado a los restos arqueológicos que aparezcan en nuestra ciudad a fin de conocer con más exactitud nuestro pasado” No me hagan reír. ¿Dónde está la villa romana de San Nicolás? Destruida ¿Dónde el cementerio musulmán? Destruido ¿Los hornos medievales de Vallespín? Olvidados durante lustros. ¿La basílica paleocristiana de San Pedro? Enterrada, para que no moleste, en una “Reserva Arqueológica” (¿?) La gran aportación del Ayuntamiento a la arqueología abulense ha sido el Jardín de Prisciliano, donde cuatro restos mal explicados languidecen entre arbustos y vegetación. ¿Ese es el tratamiento que merece nuestro patrimonio?

 Las propuestas de Cultura las incluyen en el área de tiempo libre, lo cual dice mucho sobre el concepto de cultura que tiene el Ayuntamiento, y contiene perlas literarias como las siguientes: “Somos partidarios de reconocer al sector de la cultura y sus creadores como motores de la actividad cultural”, por si alguien pensaba en las piedras o en los chopos como motores de la actividad cultural, o “Las fiestas son para el disfrute del ciudadano y deben ser los ciudadanos los verdaderos protagonistas de las mismas”. Aparte de frases bien construidas o no pero vacías, nada nuevo. La cultura en Ávila puede seguir languideciendo tranquila que el Ayuntamiento no la va a despertar pues su único propósito es llenar, como sea, el Palacio de Congresos de actividades, no vaya a ser que la ciudadanía piense que la citada mole es un despropósito.

 Medidas para una ciudad sostenible y responsable con el Medio Ambiente. Una, seguir con el PGOU (a tope de responsable y sostenible) Dos, más aparcamientos (el subsuelo también es medio ambiente, no se olviden) Tres, seguirán realizando la recogida selectiva de residuos (gracias, majos) Cuatro, más carriles bici (es decir, más asfalto en los caminos de los alrededores ¿Carriles bici urbanos? En Ávila hace frío y hay muchas cuestas) Cinco, y esta es la mejor, plantaran 4000 árboles, ni uno más, ni uno menos. ¿De dónde sale la cifra mágica? ¿Por qué no 5000? ¿O 10000? Y después de plantados, ¿los dejaran secar para poder plantar otros cuatro mil la siguiente legislatura?

 Ya sé que es una pregunta idiota pero ¿algún votante del PP se ha leído el programa antes de votar?

 Para prometer estas cosas podían haberse ahorrado el programa electoral.

2 comentarios

Archivado bajo Actualidad, Ávila, patrimonio, Política

Ávila Negra – Ávila Blanca

La Sala 201 del Museo Nacional – Centro de Arte Reina Sofía se titula Modernidad. Progreso y decadentismo. El siglo XX que comenzaba aparecía ante Europa como una época de cambios y de nuevos horizontes y, como siempre, pillaba a España con el paso cambiado. El “progreso” que recorría Europa se enfrentaba en la península a un país sumido en una profunda crisis, hundido en el pesimismo del 98 y víctima de un atraso de siglos que se debatía entre su “tradición” y el futuro. Un debate que, apenas una generación después, se saldaría con un Golpe de Estado y una Guerra Civil jaleada al grito de Muera la Inteligencia. Dentro de esta sala, se contrapone la “España Blanca” que anhela el progreso y la “España Negra”, no la de los sucesos escabrosos que ahora se nos venden, la España Negra de sotanas, tradición, confesionarios, costumbre, fanatismo y espadones. La sala dedicada a la España Negra está presidida por un cuadro de Zuloaga, El Cristo de la Sangre. Un crucificado blanquecino de pelo lacio y largo, rodeado de curas y campesinos. De fondo, con ese aire fantasmal de las tardes tormentosas de primavera, el perfil sombrío de, según el Reina Sofía, una ciudad castellana. Concretando un poco, esa ciudad que sirve al pintor como icono de la España Negra es Ávila.

 ¿Cuánto hay de aquella Ávila Negra en la ciudad de hoy? ¿Cuánto hay de aquel fanatismo religioso, de aquellas sotanas dentro y fuera de las murallas? ¿Hemos roto con aquello?

 Los abulenses, especialmente los jóvenes, tenemos una relación de amor-odio con nuestra ciudad. Odiamos el aire espeso y viciado que parece ser su atmósfera natural, pero no podemos evitar emocionarnos cuando volvemos a ver las murallas desde la Ronda Vieja o desde los Cuatro Postes. Nos ahoga vivir en ella, pero no podemos alejarnos demasiado. Incluso algunos de nosotros, soportando carros y carretas, estamos, en la medida de lo posible, dispuesto a aportar nuestro granito de arena al cambio.

 Hace poco, la ciudad bostezó. El Movimiento 15-M, la acampada de Sol, llegó a la ciudad. Era la revolución de las amebas. 1000 personas en las calles exigiendo cambios, gritando su descontento para que las piedras y los políticos les escucharan. Una luz diminuta en medio de la más profunda de las oscuridades, sí, pero por fin una luz.

 Unos días después, la parte de la ciudad que parecía despertar volvió a dormirse y la tradición volvió a llenar las urnas. En ocasiones, esta ciudad es desesperante. Cada cuatro años, volviendo a confiar en las mismas promesas vacías y en los mismos fantasmas de glorias imposibles, lo es especialmente.

 Nos esperan otros cuatro años de caminar por el desierto. Cuatro años más de victimismo injustificado y de medallas autoimpuestas. Cuatro años más de urbanismo enloquecido y de destrucción de nuestro patrimonio y de nuestro futuro. Cuatro años más de emigración, de pobreza, de estructuras carcomidas y enmohecidas. Cuatros años más, en definitiva, de Partido Popular.

 Pero no hay que desesperar. Zamora no se conquistó en una hora y Ávila no se cambió en una década pero, tarde o temprano, cambiaremos esta ciudad. Ya lo veréis.

 Desde aquí, en la medida de lo posible, seguiremos poniendo nuestro granito de arena. El futuro sigue siendo nuestro.

Deja un comentario

Archivado bajo Ávila

Dudas y certezas en torno a la Puerta del Sol

Os voy a dar mi opinión sincera, y espero que breve, sobre el movimiento 15M, Democracia Real Ya y la Acampada de la Puerta del Sol: no tengo ni puta idea. Sí, ya se que con este tipo de declaraciones no me voy a ganar nunca el pan como todólogo en programas de televisión o radio, pero que le vamos a hacer, tengo muchas más dudas que certezas.

 Por empezar por algún lado, hagámoslo por las certezas: es un movimiento netamente de izquierdas, la reacción que era de esperar ante la situación social del país y el principal perjudicado será el PSOE. Por partes.

Cualquiera que haya leído los manifiestos consensuados en asambleas, haya escuchado las declaraciones de sus representantes elegidos en asambleas (lo de las asambleas ya debería dar pistas) o haya visto las pancartas o seguido los cánticos; sabe que es un movimiento de izquierdas. Sí, puede que haya en el país un montón de gente cabreada con el “sistema” de todos los colores o ideologías, pero los que están lanzando y manteniendo el movimiento son jóvenes fuertemente politizados de izquierdas. No de la izquierda, de las izquierdas, en plural.

Lo extraño de estos movimientos de protestas es que no hayan explotado antes. Y no, #nolesvotes no es un movimiento a tener en cuenta porque las rabietas no cuentan. Con un paro registrado por encima del 20% y un paro juvenil por encima del 40% lo extraño es que no estuviesemos en las barricadas desde hace meses. ¿Por qué ahora sí y antes no? ¿Las elecciones? ¿La presencia constante de la política en el día a día? Quizá. No hubo protestas significativas cuando se aprobó la Reforma Laboral ni cuando se debatió sobre las pensiones. ¿Han sido los discursos vacíos de los líderes políticos? ¿Las listas llenas de corruptos? No lo sé. Esto tendremos que anotarlo junto al resto de las dudas.

 La última de las certezas es la más cierta, valga la redundancia. El gran perjudicado de estos movimientos será el PSOE porque es el partido de izquierdas del sistema y es su teórico electorado el que se moviliza contra el sistema. Si beneficiará a otros partidos (IU, UPyD) está por ver. Si nos fijamos en otras protestas juveniles recientes (sí, lo voy a decir) como puede ser el Mayo del 68 francés, este tipo de movilizaciones lleva a las urnas a todos los votantes de derechas, asustados por lar hordas comunistas, y aleja de ellas a los votantes de izquierdas, más preocupados por la revolución que por el voto. En España, el llamamiento de la caverna a parar las protestas en las urnas es ya evidente. Llamamiento, por otra parte, fruto de la esquizofrenia o de la intoxicación por hongos (en la caverna deben tener problemas de humedad). Acusar al PSOE, o a Rubalcaba, de estar detrás de las concentraciones (relacionando incluso estas con las que rodearon las elecciones post 11M) cuando ellos serán los principales perjudicados solo puede explicarse desde la psicología.

 Esas eran las (casi) certezas y ahora tocan las dudas. ¿Hacia donde va el movimiento? ¿Servirá de algo? Y después ¿qué? El movimiento del 15M no tiene un enemigo al que derribar o un fin claro que perseguir. Cambiar el sistema, así, en genérico, no es un objetivo valido o creíble. Es dificil enfrentarse al éter. Han hecho propuestas, unas viables, otras imposibles, casi todas sacadas desde lo más profundo de los manuales de la izquierda clásica (de la década de los 70), pero difícilmente conseguirán algo concreto desde la Puerta del Sol, aunque, hay que tenerlo claro, estar allí es un éxito en si mismo. Quizá estas protestan sirvan de altavoz de la conciencia colectiva, pero está por ver el recorrido de la movilización después de las elecciones, aunque evidentemente una victoria aplastante de la derecha les dará, previsiblemente, argumentos diariamente para salir a las calles. ¿Os imaginais este movimiento contra un gobierno con mayoría absoluta del PP?

 Estoy dividido. Mi corazón (que estoy descubriendo que tiene una vena marxista desconocida para mi) me pide saltar a las plazas y buscar arena bajo los adoquines. Mi cabeza, aún simpatizando con las protestas, sabe que bajo los adoquines de la Puerta del Sol solo está el Metro y eso me mantiene en casa. También sospecha que las soluciones que esos jóvenes piden y que todos necesitamos no se consiguen en la Puerta del Sol. La izquierda (organizada o no) tiene que abandonar el viejo mantra de la actuación local y el pensamiento global y empezar a actuar globalmente porque los problemas globales solo tienen solución a ese nivel. Hay que ser realistas y estoy echando en falta ese contacto con el mundo real en muchas de las protestas.

 Es evidente que el sistema, empezando por los partidos políticos, y empezando por los de izquierda, tiene que moverse y todo esto puede servir de primer empujón. Si estas protestas, a las que en el fondo doy la bienvenida, sirven para que la izquierda vuelva a construir un proyecto de futuro, a nivel europeo, bienvenidas sean. ¿Se convertirán estas protestas en ese primer motor del cambio? Está por ver, y esa incertidumbre es la que en el fondo hace tan excitante este momento.

1 comentario

Archivado bajo Actualidad, Política

¿Dónde está el Programa del PP para Ávila? Tengo la respuesta

La semana pasada me propuse escribir un post comparando los programas electorales de los distintos partidos que se presentaban en las próximas elecciones municipales en Ávila. Encontré el programa del PSOE, de IU y de UPyD, sin mayores problemas, pero no conseguí encontrar el programa del PP, partido que actualmente gobierna la ciudad y que, si las encuestan no se equivocan, volverá a gobernar después del 22 de Mayo. En la web del partido, solo se podían conseguir dos tipos de documentos: los llamados “Boletines Económicos” y un documento titulado “Balance”. De este último hablé hace poco, así que no voy a volver a analizar las mil y unas posturas en las que posa el Alcalde de Ávila. Por si tienen curiosidad, los otros documentos, los boletines económicos, son panfletos editados por el PP de Ávila desde el 12 de Marzo de 2009 al 29 de Mayo de 2010. Como veis, de rabiosa actualidad todos ellos. El último de ellos, el octavo, a pesar de titularse “Ávila Económica”, dedica ocho de sus trece páginas a culpar al Gobierno socialista de la situación económica del conjunto de España, utilizando datos elaborados por la Dirección Nacional del PP.

 En el blog, por llamarlo de alguna forma, del Candidato Miguel Ángel tampoco figura nada sobre su programa de gobierno. En la página de la candidatura (AVISO: para saltar el video y evitar así el daño ocular y estético, arriba a la derecha pone “cerrar”) tampoco es posible encontrar ni una referencia al programa electoral del Partido. Es más, si hacen clic en la pestañita que pone “Futuro”, junto a una foto del Alcalde mirando al futuro pueden leer uno de los párrafos más vacíos de la historia de la literatura política en España: generaciones futuras, bla, bla, bla, final de ciclo, bla, bla, no podemos hacerlo solos, bla, bla, etc.

 Después de darle un par de vueltas a Google para intentar encontrar el programa electoral del PP, tan solo encontré un par de entrevistas y publirreportajes en medios locales y regionales en los que el Alcalde alababa el programa de su partido (realista, comprometido, austero, abierto, adaptable, transparente, de todos, fiel, factible y moderno) y apuntaba algunas propuestas (un plan de choque por el empleo, luchar por el AVE, desarrollar el PGOU para llegar a los 100.000 habitantes, plantar cuatro mil árboles, dos aparcamientos subterráneos y dos huevos duros). Resignado, envié un email al PP de Ávila preguntando dónde podía leer su programa o descargarlo. Dos días después, aún no había recibido respuesta. Decidí dejar de un lado la idea original, el post sobre los programas electorales de todos los partidos abulenses, y escribir esto.

 Al día siguiente, volví a enviar al PP de Ávila un email solicitando, de nuevo, su programa electoral.

 Ayer recibí respuesta: El PP tiene programa. Un programa tan transparente y moderno que si quiero una copia tengo que pasarme por su sede provincial para recoger uno en papel. Sí, lo han leído bien: en papel, en su sede. Desconozco si para recoger la copia necesitas la fe de bautismo o el certificado de penales. Copio del email:

“El programa electoral, puede recogerlo en la Sede provincial cuando usted quiera.”

El Email lo firma la Gerente del PP de Ávila, así que supongo que estará bien informada al respecto.

 ¿De verdad el PP no piensa colgar su programa en la red antes del 22 de Mayo? ¿Es esa la administración transparente que proponen? ¿Ocultan algo? ¿Nos toman por tontos?

 ¿Podemos confiar?

PS: Programa PSOE Ávila 2011, Programa IU Ávila 2011, Programa UPyD Ávila 2011.

ACTUALIZACIÓN 17/05: Un valiente se ha acercado hasta la sede del PP para solicitar la copia del programa y allí tampoco lo tenían. En Twitter, @MADHard ha compartido el único material que reparten en la sede de la Calle Alemania: el tríptico que ha buzoneado el PP en la capital. A cinco días de las elecciones, no conocemos el programa del PP y no creo que lo conozcamos en los próximos tres días y medio de campaña. Se creen tan dueños del cortijo y van tan sobrados que ya no tienen ni la decencia de publicar un programa político que les comprometa, minimamente, con los ciudadanos. Lo peor es que volverán a ganar de calle.

ACTUALIZACIÓN 01/06: El PP publicó su programa el 19 de Mayo, a 72 horas de las elecciones.

7 comentarios

Archivado bajo Actualidad, Ávila, Política

“Haciendo ciudad” El programa del PP para las elecciones municipales en Ávila

Si usted está siguiendo con atención el desarrollo de la campaña electoral o si simplemente no ha podido evitar darse de bruces con ella, se habrá dado cuenta de que los candidatos, sean cuales sean sus siglas, coinciden en un par de puntos según su posición respecto al poder. Si el candidato al que usted escucha está en la oposición, el mantra de su campaña es el cambio y la austeridad. Si el candidato es el actual Alcalde o Presidente de una Comunidad Autónoma, su discurso gira en torno a la experiencia, a la capacidad de gestión y a un argumento de peso “podríamos estar peor si gobernaran los otros”. Los medios de comunicación repiten una y otra vez las mismas consignas en clave autonómica o municipal mientras intercalan mensajes de política nacional como la situación de Bildu, el apocalipsis económico o el caso Faisán, este último en afortunado retroceso.

 Hagamos una prueba. En Extremadura, la campaña autonómica del PP se centra en el cambio y la austeridad. En Extremadura, para quien no lo sepa, gobierna el PSOE desde hace 30 años. En todos los discursos del cándidato Monago aparece la palabra “cambio”, en todos sus discursos habla de la necesidad de cambio, de hacer las cosas de otra forma. En Badajoz, ciudad más grande de Extremadura, gobierna el PP desde hace 16 años. Para el PP, aquí, evidentemente, no existe esa necesidad de cambio ni de austeridad. El Ayuntamiento hace todo estupendamente, desde la onerosa privatización de la limpieza, hasta el aparcamiento de Conquistadores y evidentemente no se necesita nada de austeridad porque las cuentas están de rechupete y dan para liberar a tropecientos concejales. Por si alguien lo dudaba, si gobernasen los otros estaríamos peor.

 Más allá de las proclamas incendiarias y vacías lanzadas para los más fieles, los partidos políticos tienen la sana costumbre de redactar un conjunto de propuestas, líneas de actuación e intenciones, que solemos llamar “programas electorales”. Aunque ustedes no lo crean, sí, se sigue haciendo.

 Bueno, en realidad no todos mantienen esa norma no escrita: el PP de Ávila, a diez días de las elecciones, todavía no ha publicado su programa electoral. Me he puesto en contacto con ellos para que me lo remitan, pero todavía no me han respondido. En su web tan solo podemos acceder a un documento (aquí en pdf) en el que hacen balance de su acción de gobierno durante la pasada legislatura. Son 76 páginas, así que os voy a hacer un resumen rápido. El Alcalde, con un poquito de ayuda de la Junta, lo ha hecho todo bien, a pesar de Zapatero, y para demostrarlo se ha hecho un montón de fotos. No es un análisis sesgado por mi ideología, os lo aseguro. Zapatero es mentado en el primer párrafo del documento – horriblemente escrito, por cierto – para recordarnos que la culpa de todo es suya y que el Ayuntamiento ha hecho frente a la crisis como buenamente ha podido. Desde mi exilio económico le doy las gracias al Alcalde.

Tras meterse con Zapatero, y fotografía del Rey mediante, pasa a enumerar todas las obras que se han acometido en la ciudad en los últimos años. Como es una enumeración, no profundiza en aspectos que podrían ser interesantes para los abulenses, como conocer quien ponía el dinero para las obras, si han servido para algo o cúal es su estado actual. Son unos pocos parrafos, a modo de introducción, que dan paso a la explicación “en profundidad”: unas cuantas líneas de texto lo más generales posibles (la palabra más repetida es “medidas”) y un montón de fotos (el Alcalde sonriendo, el Alcalde mirando al futuro, el Alcalde dando la mano, el Alcalde montando en autobus, el Alcalde haciendo ejercicio, el Alcalde con las manos en los bolsillos). Especialmente memorable la sección “Antes y Después”, sobre todo porque nos permite entender parte de la política urbanística del PP: están llenando la ciudad de descampados para poder fotografiarlos.

 A pesar de no contar con el programa electoral del PP, sabemos, porque lo ha dicho el Alcalde, que tienen 315 propuestas y que su programa es “realista, comprometido, austero, abierto, adaptable, transparente, de todos, fiel, factible y moderno”. Como decía en el otro día en Twitter @Avilaencastilla, puedes leer este tipo de cosas de dos formas: teniendo o no teniendo en cuenta que lleva 8 años gobernando. Si el objetivo de las medidas que incluye el programa fantasma del PP y del Alcalde es conseguir una Administración “eficiente, transparente y de calidad” ¿Qué cojones tenemos ahora? Os lo voy a contar: un Ayuntamiento que hace aguas (perdonad por el chiste malo, pero no he podido resistirlo), con serios problemas de liquidez y embarcado en proyectos absurdos.

 Hace cuatro años, el Alcalde prometió que esta legislatura que se cierra iba a ser la de los aparcamientos. Por fortuna, no ha cumplido su palabra y no tenemos que lamentarnos en exceso por el subsuelo de la ciudad, aunque sí tenemos que hacerlo por otras cosas. Seguramente fue un olvido, pero el Alcalde no comentó hace cuatro, u ocho años, lo mismo da, que su objetivo era destruir la fisonomía de la ciudad y asfaltar y urbanizar todo el campo disponible en los alrededores del nucleo urbano. La imagen que falta en su álbum de fotos electoral es la de las miles de viviendas vacías que se han construido en los últimos años, la de las calles desiertas, la de las avenidas cerradas, las de las vallas caídas en medio de ninguna parte. La ciudad que deja el PP no es la ciudad accesible, moderna y humana que intenta vendernos el PP; el legado del Alcalde es la ciudad que se abre más allá de la Plaza de Toros y del Adolfo Suárez, el monumento a la Burbuja que ha levantado al otro lado del Río Chico. Por si fuera poco, el drama urbano abulense tiene un nuevo capítulo en ciernes.

 ¿Ustedes creen que necesitamos el programa electoral del PP para saber cual es su proyecto de ciudad? Quizá no sean capaces de poner negro sobre blanco sus medidas, pero llevan años poniendo, ladrillo a ladrillo, sus ideas en práctica.

 ¿Se merecen otra oportunidad? ¿Podemos confiar?

PS: Podéis seguir votando en la Porra para las elecciones. Si queréis apostar por el Ayto. de Ávila podeis hacerlo en Trapseia.

ACTUALIZACIÓN 01/06: El PP hizo publico su programa el 19 de MAyo, solo 72 horas antes de las elecciones

1 comentario

Archivado bajo Actualidad, Ávila, Badajoz, Política